Antonio López

jueves, junio 30, 2011

No me entusiasma especialmente la pintura realista, pero debo reconocer que desde adolescente me rendí al impacto de los sugerentes cuadros de Antonio López. Creo que los cuadros de este artista magistral tienen algo mágico, una especie de luz hipnótica que te obliga a contemplarlos durante un tiempo infinito, como si tras el lienzo se ocultara un misterio que estamos obligados a desentrañar.

Sé que ya hablé del pintor manchego hace años en el Blog, pero es que la fabulosa retrospectiva recién inaugurada en el Thyssen-Bornemisza, que nos acompañará hasta finales de verano, no podía pasarla por alto.

Ya vivas en Madrid o fuera, tienes una cita imprescindible con este genio, y con su personal manera de entender el arte.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.