Las Playas Metálicas

sábado, febrero 14, 2009

Aquellas oscuras playas metálicas
a las que íbamos a soñar.

Se enredaban en tu pelo los atardeceres,
se teñían de palabras tus manos
mientras el día se iba extinguiendo a lo lejos.

Aquellos oscuros ocasos,
pegados a tus labios,
confundidos con los besos que me lanzabas
entre distraída y traviesa.

«Se está haciendo tarde»,
me decías,
y regresábamos a la ciudad,
dejando atrás nuestros cuerpos unidos,
nuestros anhelos y nuestra libertad.

Las playas metálicas aquellas que se iban apagando,
que yo sólo podía observar en el reflejo de tus pupilas,
desfallecen ahora entre el asfalto y la realidad…

© Enrique Laso, 2009

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.